logo

Escultores de lo efímero.

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.


I. El fuego.

Es la sierra. El cielo punteado. No hay un solo árbol en medio kilómetro a la redonda. Hace frío y está casi oscuro, de no ser por la tímida luz de la luna… caminas hacia el incendio, que no es tal porque está todo controlado, te hace saber la mujer.

Todo es ya muy caliente, no está más oscuro. Alrededor del fuego la mujer y el hombre te cuentan historias sin sentido. Observas que no es una enorme fogata cualquiera, no; se trata de un hoyo muy profundo en el suelo, calculas un metro de diámetro, del que sale una gran cantidad de flamas, lenguas hambrientas de dos metros de altura, la boca del hijo del diablo.

—Observa las imágenes pa’ que comprendas lo que decimos —te dice el hombre mientras se coloca una tela mojada sobre la nariz y boca, le da otra igual a la mujer y a ti también, luego le echa grandes y abundantes hojas verdes a la boca del diablo, que no le gusta el verde sabor de la vida, disminuye su voracidad y empieza a toser humo. Inmediatamente después, junto con la mujer, se acercan a las ligeramente disminuidas llamas y con ayuda de una gran piel perforada, curada y con quién sabe qué ungüento sobre ella, empiezan a hacer señales de fuego: quitan la piel y salen las lenguas, ponen la piel sobre el hoyo para cerrarle la boca, el código binario. Hacen señales de ausencia y presencia de fuego cada vez más rápidas, con una gran sincronización y destreza… después de unos minutos de observarlos, te das cuenta de que ocupan los hoyos de la piel para regular el tamaño y la forma de las figuras ascendentes de fuego: esferas, cilindros, conos, nubes… Sientes el peligro y te alejas con fascinación unos cuantos pasos. Después de varias figuras simples, ¡ves una serpiente ardiente que se muerde la cola!, le siguen otras impresionantes complejas y hermosas esculturas; a diferencia de las hechas de materiales sólidos, ¡estas no son frágiles pues son de fuego! Por fin comprendes las historias que te contaron. Cierras los ojos y las esculturas que arden siguen en tu visión, perfeccionadas por la idealización, ahí seguirán hasta que te mueras.

II. La música.

Impresionado por las esculturas de fuego que viste, llegas a tu estudio y con toda tu ciencia planeas una exposición.

Pusiste una luz en el suelo que alumbra al techo para poder ver el humo. El humo blanco y aromático que contrasta con la negra pared sale frente a la lámpara hacia arriba regulado por máquinas de gran precisión. A los lados están grandes bocinas.

En el museo, mientras tu juego de luces, máquina que escupe humo, bocinas… funcionan sincronizadamente, suena la música en vivo: la música sale por las bocinas que apuntan hacia el humo, las ondas que provoca el sonido modifican la trayectoria del frágil humo blanco. Minutos después, todos en el museo impresionados aplauden y exclaman: ¡han visto por un instante una réplica de la serpiente que viste!, esta vez de humo y esculpida por las ondas que emiten las bocinas, le siguen otras frágiles y sencillas esculturas. Te llevas la noche.

Las entrevistas llegan. Por más que te preguntan sobre tu fuente de inspiración jamás les hablas de las esculturas de fuego que viste en la sierra, nadie más sabe de eso.

III. El agua.

Alguien más vio tu exposición y decidió replicarla. Esta vez en un contenedor transparente lleno de agua coloreada; con ayuda de pequeñas jeringas robotizadas colocadas estratégicamente alrededor de la gran pecera, inyectan aire al agua con precisión quirúrgica. Se forman burbujas de tamaño variable que, cuando se unen con otras, forman pequeñas, fugaces y detalladas esculturas: para observarlas mejor es necesario que una máquina tome una foto en el momento preciso y después las imágenes que congelan el tiempo son proyectadas en las grandes pantallas. Esculturas creadas por máquinas que repetirán lo mismo, exactamente igual, una y otra vez. Esculturas de aire en el agua que al verlas alguien más las convertirá en bronce y que alguna vez fueron de fuego, de fuego que alguna vez fueron de electricidad.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Datos.

  • Fecha:
    2010.
  • Sígueme en Facebook: